Bioenergética

La bioenergética, como su nombre lo dice, vincula la vida con la energía. Es decir, son dos fuerzas inseparables dentro del ser humano. Es una práctica que libera y equilibra las cargas emocionales acumuladas en el cuerpo. Es una modalidad terapéutica y revolucionaria que trabaja todas las esferas de la existencia: mental, espiritual, afectiva, física y energética.

Bioenergética para liberar la consciencia


Bioenergética para sentir la vida

El enfoque de la bioenergética parte de lo personal y transpersonal. Por lo tanto, a través de un encuentro activo y dinámico la persona puede conectarse con áreas de su vida. La idea es que las esferas de la vida se funda, es decir, la física, emocional, mental, energética y espiritual. 

Se trata de soltar lo que no le beneficia a la persona. O bien, atreverse a dar un paso hacia lo que sí apunta en dirección al desarrollo personal.

Las dinámicas suelen ser colectivas. A través de la música y el movimiento libre se van alcanzando poco a poco estados de consciencia alterados y naturales que permiten la liberación. Se trata de un proceso grupal y vivencial, lúdico y terapéutico, por tanto capacita a la persona para afrontar los retos de la cotidianidad con el fin de trascenderlos.

¿Quién puede tomar una sesión de bioenergética?

No es necesaria la experiencia previa, ni saber bailar ni moverse con ritmo. Lo único importante es tener la disposición y la mente abierta. Basta con presentarse en el salón, lo demás es cuestión de seguir al grupo y las instrucciones de los profesores. Por lo tanto, una vez que la persona decida atreverse a tomar una clase, puede ocurrir una transformación maravillosa.

Es una herramienta de desarrollo personal, donde cada participante se integra a lo colectivo desde su momento vital y sus necesidades. De manera orgánica paulatinamente se genera una interconexión con lo más profundo de los pensamientos y emociones, hasta el entorno inmediato y particular.

Beneficios:

  • Se libera estrés y tensión. A veces, por cuestiones de la rutina diaria, sucumbimos a las presiones del trabajo, la familia o el entorno en general. Una clase de bioenergética puede liberar al cuerpo y a la mente de toda esa carga que perjudica la salud y el bienestar.
  • Es posible superar bloqueos emocionales, por ejemplo, algún trauma de la infancia. Todas las experiencias se acumulan en el cuerpo y a veces yacen ocultas o latentes, por ende es importante liberarlas.
  • Se mejora de la capacidad cardiopulmonar. Esto se debe a que a través del baile y el movimiento corporal los pulmones y los músculos se activan. Después de una sola sesión la persona puede termina empapada en sudor.
  • Aumenta la capacidad de reciliencia, ya que la persona empieza a aceptar su momento vital y las experiencias pasadas. Incluso hay traumas o patrones negativos que impiden la plenitud, pueden desvanecerse poco a poco. 
  • Se da un desarrollo natural del autoconocimiento mental, físico y emocional, así como un reconocimiento del propósito de vida.

Encuentra el mejor profesional de Bioenergética

y explora tu camino de bienestar

 

Comenzar













 








 
¡DESCÁRGALO!
close-link




 






 
¡DESCÁRGALO!
close-link

¿Buscas un profesional, una clase o una terapia de confianza?

Déjanos tu teléfono y en menos de 24 horas te contactaremos para ayudarte
ENVIAR
close-link

Centro de preferencias de privacidad

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?